La Fortaleza Francesa
Ruta Negra


Nº1

El castillo napoleónico estaba organizado en tres recintos.
El 1º recinto rodeaba el antiguo castillo medieval de piedra que tenemos delante, y la desaparecida iglesia medieval de la Blanca, que estaba en el solar que hay tras la fuente.
El castillo, albergaba almacenes de pertrechos de todo tipo, intendencia, centro de mando, y la poderosa Batería Napoleón posicionada al norte, con 4 cañones de 24 libras, apuntando hacia la colina de San Miguel.

 


Nº2

Según descendemos por la actual carretera, a nuestra izquierda vemos que el aparcamiento está sobre el 2º recinto. Entre la escarpa que baja del primer nivel, a su espalda, y el talud menor, en el lado opuesto, donde coronaba un parapeto, hoy erosionado.
A nuestra derecha se aprecia otro enorme talud de tierra, que protegía la base de la fortaleza de piedra donde estaba la Batería Napoleón, hoy seccionado por esta carretera.
La primera senda de la derecha es 2º nivel.


Nº3

Del torreón circular llamado de San Gil a la derecha, al enorme talud de tierra en la izquierda, escarpa del 2º recinto, existía un pequeño portillo intermedio de acceso al castillo.
Si nos asomamos por la pendiente del lado este (ciudad) se aprecia que con dos niveles defensivos el flanco era inatacable.
Las escaleras junto al muro no existían.


Nº4

A nuestra derecha, por delante del lienzo de muralla, una enorme estructura circular realizada en tierra, defendía la entrada.
Llegaba hasta la carretera que baja al Arco de San Esteban.
A nuestra izquierda hay dos caminos paralelos:
1- La senda de piedra, foso original del 2º recinto, enmarcado entre escarpa y contraescarpa.
2-Un camino de factura actual, abierto sobre lo que era parte del glacis (campo exterior del castillo) que llegaba hasta el foso natural que hoy acoge la carretera entre San Pedro y el Arco de San Esteban.


Nº5

Estamos pasando por el glacis sobre un camino que no existía. Piense que no había ningún árbol ni obstáculo donde alcanzaba la vista.
Imagine a su derecha la colina de San Miguel con la batería británica disparando hacia el templo de la Blanca por encima de nuestras cabezas, y una línea de trincheras llena de fusileros disparando hacia aquí.
A nuestra izquierda, por encima del talud, un parapeto lleno de fusileros franceses disparando sin parar hacia los británicos.


Nº 6

En este punto, donde se fusionan los recintos 2º y 3º, se recibió el mayor castigo de la artillería de Wellington. Miles de balas caían en esta zona intentando alcanzar el depósito de pólvora que estaba protegido dentro de la iglesia, en lo alto, y poco a poco iban deshaciendo las paredes terreras.
Cada noche, los franceses reparaban lo que podían, pero iban perdiendo defensas.
Tras muchos días, los taludes deshechos originaron una rampa accesible que fue utilizada en el último intento de asalto por los aliados. Si miramos abajo aún queda la marca de la trinchera aliada de aproximación al pie del talud. Sobre lo que fue la rampa de asalto hay una escalera de troncos hoy en día que llega hasta la cima.
Este asalto formaba parte de una acción combinada que incluía otros dos en diferentes puntos a la vez.
Esta última acción aconteció el día 18 de octubre, pero antes ocurrieron otros intentos que vamos a conocer.


Nº 7

Hemos llegado a la parte superior de la plataforma que forma el 3º recinto separada del barrio de San Pedro, a sus pies, por una pared vertical inaccesible.
Sin embargo, Wellington ordenó hacer desde aquí el primer intento de asalto, el día 22 de septiembre.
A pesar de colocar las escalas en la pared y subir unos cuantos hombres, fueron rechazados a la bayoneta sin dificultad, y sufrieron numerosas bajas, incluido el major Lawrie del 79th que lo encabezaba.


Nº 8

Dos túneles fueron excavados desde el barrio de casas a los pies de esta zona.
El primero en este punto.
Dentro colocaron barriles de pólvora para conseguir una explosión que socavara los cimientos y creara una rampa para subir.
Se dio fuego el día 29 de septiembre pero un fallo de cálculo provocó solo un derrumbe parcial del muro como se puede ver.
Aun así, el pelotón de asalto salió de la trinchera y lo intentó.
Algunos, coronaron la cima, pero los galos los expulsaron de nuevo provocando grandes pérdidas.
Los demás, ni lo intentaron.


Nº9

El segundo túnel se preparó en este punto y la mina explotó el día 4 de octubre.
Esta vez los británicos sorprendieron a los franceses y consiguieron subir hasta aquí y mantener la posición. Los franceses abandonaron la plataforma.
Simira abajo verá una senda que está sobre la rampa creada por la explosión. Si mira hacia el castillo, podrá imaginar en el siguiente escalón un parapeto lleno de franceses disparando hacia aquí.
Bajo la lluvia de balas, algunos zapadores británicos mueren, pero otros cavan rápidamente mientras sus propios tiradores responden.
Los siguientes días intentan abrir trincheras en zigzag acercándose hacia la siguiente línea de defensa.
Para evitarlo, el 5 y 8 de octubre los granaderos franceses salen y atacan a la bayoneta al grito de ¡Vive l´empereur!
En la segunda salida muere aquí mismo el mayor Cocks, héroe del asalto al hornabeque y muy estimado por Wellington. Pero mantienen la posición.
El frío y la lluvia ayudaban también a que no avanzaran deprisa.
Wellington recibe ya noticias de la cercanía del ejército francés del Norte reforzado.
El día 18 de octubre ordena el último asalto.
Atacarán por tres puntos a la vez.
Los alemanes de la KGL por el punto 6 de esta ruta.
Los guardias de frente a este punto con escalas.
En la zona sur del cerro, los españoles y portugueses atacarán la plataforma que sostiene a la iglesia de San Román e intentarán después seguir hacia el interior.
La explosión de una mina en ese templo fue la señal de asalto para los tres puntos.
Todos fracasaron provocando numerosas bajas.
Al día siguiente Wellington levanta el sitio y regresa a Portugal.


Geocaches
GC8GDBT


Mapa

Descargar Ruta en GPX


Fotos